Excellere Consultora Educativa


Alumnos y también docentes, cuestionan su utilización porque “es difícil”, “se pierde más tiempo” y genera “desprolijidad”; sin embardo, los pedagogos defienden sus beneficios.

“Sabemos que en la escritura cursiva está presente, de algún modo, la personalidad del individuo. De ahí la importancia de los estudios grafológicos en las diferentes disciplinas que tienen que ver con la naturaleza humana”, reflexionó la profesora de Enseñanza Media y Superior en Lengua, Susana González, quien detalló que la cursiva “es una sucesión de rasgos ascendentes y descendentes, donde la mayor o menor soltura del trazo hace que la letra sea más redondeada o inclinada y por consiguiente deje impreso un estilo personal, que el niño va afianzando con su crecimiento y la práctica”.

La siguiente explicación es bien ilustrativa: el alumno que utiliza letra cursiva, aseguran los pedagogos, escribe con fluidez sus ideas y ve favorecida la percepción de palabras por la continuidad, mientras que las letras de imprenta, al estar separadas, interrumpen la secuencia de pensamiento.

Inclusive, el método creado por la profesora en Educación Especial, María Cristina Retondaro, para tratamientos de dislexia y disgrafía recomienda la utilización de letra cursiva porque facilita los procesos neurológicos que “sustentan el aprendizaje de la lectoescritura”.

Respecto a su dificultad, González reveló que la escritura “es una destreza psicomotriz” y como tal necesita adiestramiento. Lisa y llanamente, requiere de práctica. Sin embargo, ese ejercicio hoy se ve amenazado por la omnipresencia de la computadora, un objeto latente y al alcance de muchos chicos, que en la etapa inicial de aprendizaje, reemplaza al lápiz y a la cursiva por el teclado y la letra script: “Siendo por naturaleza grandes imitadores, las letras que visualizan los chicos con más frecuencia son las de imprenta que ven frente al monitor de la computadora y eso hace que tiendan a escribirlas con mucha más rapidez”, afirmó.

Por su parte, María Alejandra Iorio Gnisci, directora de la Escuela 154 del Barrio Parque Industrial de Neuquén contó: “la polémica tiene su historia. Las maestras hemos atravesado diversos trayectos en cuanto a la enseñanza de lectoescritura. A la cursiva se le daba gran importancia cuando, enmarcadas en el conductismo, se ponía el eje en la unión de las letras y se asimilaba leer a decodificar y escribir a copiar. Cuando comenzamos a trabajar la lengua como sistema de representación, la letra que se utilizó fue la imprenta mayúscula por ser la que los niños encontraban más frecuentemente”.

De todos modos, Iorio Gnisci consideró que “la cursiva debe enseñarse tanto como la imprenta”, aunque precisó que “lo fundamental” es que los maestros centren el eje de la enseñanza y del aprendizaje en formar jóvenes lectores y productores de todo tipo de textos.

Fuente: Diario Clarín

Visitas: 2561

Comentario

¡Tienes que ser miembro de Excellere Consultora Educativa para agregar comentarios!

Participar en Excellere Consultora Educativa

Comentario de Graciela Bonifazzi el octubre 6, 2010 a las 8:11pm
Hola a todos, suelo comentar muy pocas veces lo que siento ante lo que leo.; sin embargo, sin ser una especialista en el tema de la grafía y los beneficios de la cursiva o no, debo decir que entiendo cuando se habla de una continuidad en el trazo, de una continuidad en las ideas, su estado emocional, en fin, suelo interpretar si a mis alumnos les sucede algo doloroso por su letra y solamente pregunto, acompaño y ante su curiosidad de cómo me di cuenta , les cuento que es por la letra y les enseño.
Realmente creo que no es una grafía más, y coincido con quienes aportaron sobre la separación de la letra imprenta, agrego que me resulta despersonalizada, fría y muchas , muchísmas veces la deforman tanto o más que a la cursiva.
No debería ser tema de su supresión o no , debería discutirse cómo hacer para que se mejore la caligrafía que ayudaría a una escrituracon alta carga de confiabilidad y autoestima elevada.
Cariños con aguacero
Gra
Comentario de Edita Martinuzzi el octubre 3, 2010 a las 5:36pm
Hola,estoy de acuerdo con todos,los tiempos de endeñanza,han cambiado con la aparición de la tecnología,me voy a una leyenda de hace 65 años ,yo era estudiante para secretaria ejecutiva y sumabamos con la cabeza cuando hacíamos los balance de comprobación. además teníamos una materia que era mejora de letra donde entraban las letras dibujadas con tinta china para poner los títulos en los libros que se llamaban góticas una materia se llamaba teneduría de libros.- todo lo que yo aprendí ahora lo hace la compu ....pero eso de escribir con las manos en un cuaderno a cuadros con una lapicera no lo suplanta nada .ahí ponemos nuestra serenidad,nuestra nerviociad todo está demostrado en la letra que dibujamos y estan los especialistas de las letras los grafólogos que saben quien lo escribió.-yo no soy consejo para nadie voy por los 83. pero me sentía bien cuando ponía cada letra en su cuadrito . Yo tengo linda letra y muy legible un beso le mando a todos edita
Comentario de liliana el octubre 2, 2010 a las 11:20pm
Coincido con Galo en cuanto a que el formato no es lo fundamental, me parece que en el afán de que los niños aprendan la letra cursiva se los tiene muchas veces haciendo grafismos y demás ejercitaciones que terminan cansándolos... lo vivi personalmente con mi nieta, ella es zurda y se quejaba del dolor de la mano cuando tenía que hacer ejercitaciones, me parece que tenemos que buscar otras maneras de realizar la ejercitación psicomotriz, más allá de enseñar la letra cursiva. Cordiales saludos a todos¡¡¡
Comentario de Liliana Rabinovich el octubre 2, 2010 a las 1:58pm
Esta discusion viene desde la decada del 60, cuando el Director de Educacion Primaria era el Sr. Ramos Gonzalez y su hermoso libro para primer grado.
Se enseñaba en forma paralela imprenta y cursiva, y en 15 años, no encontre ningun problema en los alumnos.
Luego, cuando pase a Capital, estaba la prohibicion de cursiva, que por suerte fue decayendo.Cursiva habla mucho del alumno. Nos cuenta su motricidad, su estado emocional, sus rabietas, sus angustias y sus problemas familiares y la necesidad o no ,de mimos.
Si sabemos leer esos signos, trabajamos mucho mejor.
Comentario de Wilman Hernán Campoverde Gonzaga el octubre 2, 2010 a las 12:30pm
Natalia, yo he sido un defensor de la letra cursiva por que por experinecia se ha evitado confusiones entre letras, y la dislexia que puede haber se hace más leve y más fácil su tratamiento,esto va a servir a muchos, nosotrops aplicamos la letra cursiva desde hace muchos años y los resultados son altamente significativos. felicitaciones
Comentario de ANGELA MARTINEZ el octubre 1, 2010 a las 11:26pm
Personalmente pienso que la letra cursiva es un tipo de letra más, que quizás sea una forma de expresar nuestra identidad o expresar nuestra personalidad pero no tiene una utilidad social, puesto que en muchos casos al ser un rasgo personal es ilegible como por ejemplo en el caso de la mayoría de los médicos. Quizás no deberíamos preocuparnos tanto por incorporarla en los comienzos de la lectoescritura preocuparnos más por la imprenta mayúscula y minúscula que nos permite comunicarnos mejor con los demás y desarrollar la lectura y escritura. Recién en los grados superioriores incorporar la manuscrita, inclusive para desarrollar correctamente su grafía algo que cuesta muchísimo en los primeros años y que al terminar la primaria la mayoría a perdido la grafía correcta.
Comentario de Galo el octubre 1, 2010 a las 8:15pm
Corrigiendo cuadernos de primaria, me doy cuenta de que los chicos tienen cada vez más problemas para plasmar en la hoja la escritura cursiva, y terminan deformando letras, separando palabras y demás alteraciones, al punto de no entenderse lo que intentan escribir. Personalmente creo que la forma es lo de menos; importa el contenido, y es ese mismo lo que hoy está arruinándose por seguir machacando con una tipografía que ya no tiene sentido. Es una discusión similar a la que se dio cuando aparecieron las calculadoras, o la que muchos melómanos plantearon contra el CD, defendiendo al vinilo (y hoy ya estamos en el mp3). Como leí una vez, "la tecnología es una extensión de nuestros sentidos"; por ende, dejemos de lado los miedos arcaicos y los fundamentos absurdos que se aferran al pasado, y preocupémonos por lo que realmente importa: que los chicos esriban, que vivan su lengua produciendo textos.

Miembros

Insignia

Cargando…

Seguí a Excellere en estos sitios:

 

Videos

  • Agregar videos
  • Ver todos

Fotos

  • Agregar fotos
  • Ver todos

© 2020   Creado por Natalia Gil de Fainschtein.   Tecnología de

Insignias  |  Informar un problema  |  Términos de servicio